0 Flares 0 Flares ×

Conseguir un embarazo de forma natural es un proceso muy complejo, puesto que la posibilidad de lograr la gestación en un ciclo menstrual es de un 20% – 25% aproximadamente entre mujeres de 20 y 30 años. A pesar de ello, hay varios factores que pueden aumentar las posibilidades de conseguirlo.

 

Algunos de los factores que pueden ayudar a lograr el embarazo son los siguientes: 

  • Adoptar hábitos saludables

Llevar una alimentación variada y equilibrada y practicar deporte ayudará a la hora de intentar quedarse embarazada. El ejercicio físico reduce el estrés y también puede ayudar a mejorar el estado de ánimo. 

 

  • Seguir una alimentación saludable

Es muy importante comer con regularidad, hacer comidas equilibradas, ingerir grandes cantidades de fruta y verduras frescas y reducir la comida rápida y los procesados. 

También se deben evitar algunos alimentos como: el huevo crudo, la carne poco cocinada o el marisco (ya que pueden provocar salmonela u otras intoxicaciones alimentarias), los productos lácteos sin pasteurizar (pueden provocar listeria), evitar el hígado o cualquier alimento que contenga (ya que contiene altos niveles de vitamina A, la cual no es adecuada para el desarrollo del bebé) y complementos vitamínicos que no estén indicados para embarazadas. 

 

  • Tomar ácido fólico

Este nutriente ayuda a la formación de los tejidos maternos del embarazo, por lo que participa en la preparación del cuerpo de la madre a la hora de intentar quedarse embarazada. 

 

  • Buen estado de salud del padre

Para que el semen cumpla con la función de fecundación es adecuado que el hombre mantenga un estado físico óptimo y tenga una buena salud. Debe estar lo más activo posible y acabar con la ingesta de alcohol y tabaco. Además de llevar una dieta sana. 

 

  • Practicar sexo regularmente

Los espermatozoides pueden sobrevivir dentro de una mujer durante varios días. Por ello, si una pareja mantiene relaciones sexuales dos o tres veces a la semana la probabilidad de que haya espermatozoides en el momento de la ovulación aumentará. 

Como falsamente se viene pronunciando, no es recomendable que los hombres guarden abstinencia de relaciones sexuales para conseguir una fecundación. Es más, al contrario de favorecer las posibilidades de embarazo de forma natural, la abstinencia las disminuyen. Esto se debe a que los largos períodos de abstinencia pueden disminuir la calidad del esperma. 

En Irema consideramos, de forma general, que el nivel óptimo de relaciones sexuales es de dos o tres veces por semana. 

 

  • Tener relaciones sexuales en el momento adecuado

Tener relaciones sexuales el día de la ovulación o dos días previos a esta aumentará las probabilidades de la mujer de quedarse embarazada. 

 

  • Conocer tu ciclo menstrual

El ciclo medio de la mujer dura 28 días y la ovulación suele producirse en el día 14. Pero estos valores no son iguales en todas las mujeres, por ello, consideramos óptimo la realización de un test de ovulación que ayude a identificar la duración de los ciclos y la fecha de ovulación.

 

  • Evitar la obsesión con la búsqueda del bebé

El estrés es uno de los factores que más afecta a la hora de intentar quedarse embarazada. Por ello, es importante intentar reducir la ansiedad y la preocupación por lograrlo. Porque a veces cuando menos lo esperamos es cuando sucede. 

 

  • Ayuda especializada si se retrasa el embarazo

Se recomienda pedir ayuda a un especialista en reproducción asistida cuando:

  • A mujeres menores de 35 años cuando haya pasado un año de relaciones no protegidas con ausencia de gestación.
  • A mujeres mayores de 35 años cuando hayan pasado seis meses de relaciones no protegidas con ausencia de gestación.

En Irema somos especialistas en técnicas de reproducción asistida y estamos dispuestos a lograr que tu sueño se convierta en realidad.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0 0 Flares ×