Gestación subrogada

0 Flares 0 Flares ×

Hoy en día son muchas las mujeres que no pueden tener hijos por causas diversas. Si el mayor deseo de tu vida es convertirte en mamá, te interesa saber en qué consiste y los tipos de gestación subrogada que existen. Este proceso por el que una mujer gesta al hijo de otra persona es una de las cuestiones que trae polémica, pero ¡quien la sigue, la consigue! ¿Conoces lo que es la gestación subrogada? Irema te trae la respuesta y te lo cuenta.

¿Qué es la gestación subrogada y en qué consiste?

La gestación subrogada es una técnica de reproducción asistida por la cual una mujer se somete a una serie de pruebas y finalmente puede gestar al hijo de otra persona o pareja. Esta técnica consiste en la creación de embriones en un laboratorio para después poder transferirlo al útero de la gestante.

Los óvulos y espermatozoides serán aportados por los padres que quieren llevar a cabo la gestación. La única función de la gestante será gestar al bebé en su vientre y, posteriormente, darlo a luz. Una vez la mujer gestante dé a luz, el bebé será entregado a sus padres, que acordaron su deseo de tener un hijo.

¿Cuántos tipos de gestación subrogada hay?

Uno de los aspectos importantes que hay que tener en cuenta es conocer los dos tipos de gestación subrogada que hay. Dependiendo de cuál sea la procedencia de los óvulos podemos diferenciar dos tipos. A continuación, te los contamos.

Gestación subrogada tradicional

Dependiendo de la procedencia de los óvulos, hay un tipo de gestación subrogada que se conoce como gestación tradicional, que es cuando la madre aporta sus propios óvulos, tiene una relación genética directa con el hijo que se procede a gestar. La gestante proporcionaría su propio óvulo y mediante el semen del padre o un donante se llevaría a cabo la creación del embrión.

Gestación subrogada completa

En este caso, la gestante solo actuará como tal sin tener relación genética con el hijo. Esta gestación se lleva a cabo mediante la fecundación in vitro, con óvulos y espermas de terceros o de la pareja solicitante. Este tipo de gestación subrogada es la que más se utiliza en la actualidad.

Estos dos tipos de gestación, llevan implícitas la gestación comercial o la gestación altruista, dependiendo de si la gestante recibe una compensación económica por el proceso o no.

¿Quién puede recurrir a la gestación subrogada?

Una de las cosas que se te pueden venir a la cabeza a la hora de no poder tener hijos es adoptar, pero hoy en día existen otras técnicas que son muy efectivas como la de la gestación subrogada, aunque su trámite y ejecución aún no está regulada en España.

La incapacidad natural de gestar hace a hombres y mujeres optar por este método, al que puedes recurrir si sufres alguno de los siguientes inconvenientes a la hora de quedarte embarazada:

  • Alteraciones en el útero.
  • Fallos repetidos de otras técnicas de reproducción asistida.
  • Abortos en repetidas ocasiones.
  • Enfermedad autoinmune, patología cardiovascular o ciertos tipos de cáncer.
  • Consumo de tratamientos fármacos que impiden el quedarse embarazada.

Sea cual sea tu caso, desde Irema estamos contigo y dispuestos a ayudarte a cumplir tu sueño y hacerlo realidad.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0 0 Flares ×
Written by: administrador